Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más

todomono es un grupo de diseño, creativos, con fuerte presencia en la ciudad valorando lo popular, lo icónico, lo festivo, lo que nos identifica y referencia ante los otros. Son muchos sus proyectos que de una u otra manera han logrado que miremos espacios y lugares de una manera diferente. Como aporte a los #201 de la city, reflexionan y nos traen esta propuesta: #EnBarranquillamequedosi

En 1988 el Joe nos entregó el emblemático himno: “En Barranquilla me quedo”. Hoy 7 de abril de 2014, cumpleaños número 201 de Barranquilla, reflexionamos sobre la ciudad y llegamos a esta nueva resolución:

EN BARRANQUILLA ME QUEDO, SI…

  • Si dejamos de añorar hitos de lo que fuimos y empezamos a ser verdaderos pioneros de procesos actuales.

  • Si realmente reconocemos, apropiamos y activamos nuestra historia de manera dinámica, yendo más allá de charlas con historiadores.

  • Si preservamos nuestros lugares históricos y los ajustamos como espacios vivos, de sana convivencia y verdaderos puntos de encuentro.

  • Si no nos dejamos tentar con la falsa ilusión de progreso que arrasa con lo viejo para construir edificaciones vacías y sin identidad.

  • Si realmente dejamos de pensar en tanto cemento y volvemos a convivir con el río de una manera sería, aprovechando su potencial natural y turístico.

  • Si reutilizamos espacios icónicos de la ciudad en lugar de invertir millones creando nuevos.

  • Sí potencializamos el Museo Romántico, dejando atrás la excusa de que Don Alfredo es un terco.

  • Si logramos concientizarnos como ciudadanía y elegimos dirigentes a los que realmente les importe la ciudad, que la hayan caminado, vivido y sufrido.

  • Si nos unimos como barranquilleros y apoyamos al otro sin que nos causen envidia sus logros.

  • Si se dejan de hacer eventos solo para llenar informes de gestión a final de año o para aparecer sonriente en una página de sociales.
  • Si se continúan los procesos y no los dejamos a medias.

  • Si la vía se piensa más para el peatón y no tanto para el automotor.

  • Si aprendemos a darle valor a los pequeños tesoros patrimoniales como los álbumes de los abuelos, y creamos un gran archivo de memoria visual.

  • Si la única opción de plan de fin de semana deja de ser ir a un centro comercial.

  • Si las grandes empresas empiezan a apoyar nuevas iniciativas y no sólo los eventos de sus amigos. Hay mucha gente haciendo cosas interesantes y no hay respaldo para ellos.

  • Si se termina algún día la avenida del río.

  • Si empezamos a soñar y hacer realidad una ciudad que le sirva a todos y no a unos pocos.

  • Si la gente empieza a llegar puntual a sus citas sin excusas.

  • Si toleramos a los demás y respetamos sus puntos de vista.

  • Si la caminamos más de esquina a esquina y conocemos cada uno de sus recovecos.

  • Si empezamos a sentirnos orgullosos de nuestro vocabulario y dejamos de ponerle tanto nombre en inglés a las cosas.

  • Si las instituciones empiezan a contratar gente realmente capacitada y comprometida, y no al amigo del favor político.

  • Si puedo caminar por cualquier barrio sin temor alguno.
  • Si desde pequeños nos enseñan a conocer, valorar y querer la ciudad más allá de cantar el himno o izar la bandera

  • Si tuviera la posibilidad de vivir en el Centro Histórico.

  • Si mientras se resuelve el tema de los arroyos, podamos hacer intervenciones artísticas en ellos.

  • Si nos dedicamos a explorar de una manera sería la ciudad, donde en su mobiliario, calles y espacios se respire la creatividad Caribe.

  • Si dejamos de conformarnos con pañitos de agua tibia y exigimos lo que nos merecemos, por ejemplo un verdadero museo y centro cultural en la casa de Meira del Mar.

  • Si la gente deja de aprovecharse de los demás, de sus ideas e iniciativas.
    v
  • Si dejan de amenazar a cualquiera que critique o denuncie una mala gestión.
    v
  • Si cambiamos las críticas por iniciativas y empezamos a ser ciudadanos con criterio que aporte a la ciudad.

  • Si dejamos de vernos en el reflejo del progreso ajeno y pensamos en estrategias y espacios de real solución local.

  • Si tenemos más publicaciones como Latitud de El Heraldo o Huellas de la Universidad del Norte.

  • Si el centro deja de ser plaza de comercio paisa. Si el antiguo Teatro REX y Colón se convierten en espacios culturales.

  • Si convierten el antiguo edificio de Avianca, ubicado en el Paseo Bolívar, en el Museo de la aviación.

  • Si se deja de lavar el cerebro a los ciudadanos afirmando que el "Caja Agraria" es un adefesio y se le saca provecho, como la creación de una gran biblioteca/mirador.

  • Si se saca al MAMB y su importante colección a un espacio más digno, como por ejemplo el edificio Avianca de la 58.

  • Si se crean políticas de protección de casas patrimoniales ajustadas a la realidad y que se cumplan.

  • Si se recupera la calle 72 como motor comercial de ciudad.

  • Si dejamos de hacer tanto evento "machucho" e improvisado para invertir en cosas que la ciudad merece.

  • Si apoyamos el talento local sin dejar que se vaya por falta de oportunidades.

  • Si dejamos de decir que estamos en el “mejor vividero del mundo” y actuamos para que realmente lo sea.

  • Si La ciudad deja de ser ciudad de titulares y lo es de realidades

1 Comentarios :

Edgar Gomez dijo...

Soy de España, y tuve la oportunidad de visitar Barranquilla y me encantó!! Un lugar fabuloso para pasar las vacaciones.

Publicar un comentario

Nos encantaría conocer tu opinión. Por favor, procura que tus comentarios estén relacionados con esta entrada. Intenta también no insultar ni usar palabrotas, respeta a los demás lectores de este blog. Los comentarios off-topic, burdamente promocionales, ofensivos o ilegales serán borrados sin piedad.

Artículos relacionados:


 Subscribe in a reader