Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más

El Caribe de verda

22 de diciembre de 2010

Es jodido cuando te inculcan estereotipos, te los crees y al enfrentar la realia te estrellas y no hay manera de dar vuelta atrás. Digo esto pues siempre tuve la idea de un caribe como el que nos habían pintado de camisas apalmichadas (a palm beach adas) ron a la lata y una felicidad colgando de sonrisas de dientes blancos que nos contagiaban pero he descubierto que no es así.

5568263He enfrentado el caribe desde orillas diferentes y al compararlo con lo que acá llamamos caribe me doy cuenta que estamos orinado fuera del tiesto.
Ese caribe mentiroso o inventado a las carreras por literatos o venido desde un mayami decadente se ha colado muy dentro de nosotros que no vemos el otro, el de verdad verda.

Ese Caribe que esta tan cerca y tan lejos; un espacio mágico que no necesita de fuerzas policiales o militares para funcionar (aunque decimos que es tierra donde se dan mas tiranos por cm cuadrado que en otra parte); donde la propiedad privada esta delimitada por mojones imaginarios o que están allí, en cualquier lado; donde la alegría no nos viene en spots de marcas afamadas sino desde adentro y por cosas sencillas.

Revisando las pics me di cuenta del detalle a la derecha.
No se que será, a lo mejor un sucio de la cámara


Ese Caribe que no va a la velocidad de ese que nos han inventado y nos creemos. Ese que marcha normal y donde prevalece el individuo sobre todas las cosas, cosas que están hechas a la medida de su bienestar. Ese que no tiene el paisaje delimitado por líneas de energía, telefónicas o de otra índole.

Donde el espacio es preponderante y no viven añuñios, unos encima de otros como queriéndonos comer al de al lado. Ese Caribe que he caminado, bebido y apropiado es que que añoro para que esta caribeñidad de la que nos ufanamos sea una realidad y no ese rotulo con que los vivos quieren ganarse toda las oportunidades.

Y aunque ya hay una avanzada de esa mentira que nos han vendido el pueblo se resiste. Aun vemos los grupos autóctonos prevalecer ante lo foráneo y ser respetado. Aun es posible dormir con las puertas abiertas o dejar tus pertenencias que aquí guardas bajo mil cerraduras a la intemperie, que les caiga el sereno sin inmutarnos o tener mal sueño. De ese Caribe hoy vengo cuestionando esta costeñidad disfrazada.

A la larga creo que habría que averiguar cuando dejamos de ser Caribes y nos volvimos Costeños.

LEER MAS:
- La importancia de ser Caribe: reflexiones en torno a un mal chiste
- Panorama histórico de la palabra “Caribe”
- LA INVENCIÓN DEL CARIBE A PARTIR DE 1898
- Desde el Caribe, mirando en medio de los huracanes de ideas

1 Comentarios :

Tuor dijo...

Cuando suena la champeta o bailamos un son, cuando la ragga también nos emociona y nos abandonamos a las fiestas, con salsa y merengue.
Cuando sufrimos por los suestes y tenemos un hablado descansado.
Cuando a pesar de la tristeza vivimos en un carnaval.
Esas son cosas que nos hacen Caribe.

Publicar un comentario

Nos encantaría conocer tu opinión. Por favor, procura que tus comentarios estén relacionados con esta entrada. Intenta también no insultar ni usar palabrotas, respeta a los demás lectores de este blog. Los comentarios off-topic, burdamente promocionales, ofensivos o ilegales serán borrados sin piedad.

Artículos relacionados:


 Subscribe in a reader