Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más

Mariquitas

13 de julio de 2008

5939880-md

Cuando la ciudad no era esto en lo que la hemos convertido. Cuando las casas eran casas y tenían patios inmensos recuerdo que salíamos a cazar. A cazar hormigas negras grandes, paco-pacos, lobitos, huevos de salamanquejas – que no tuquekas – y otros bichos. Luego crecimos con esa aversión a todos estos animales que otros más pilos le han sacado el jugo.

Ejemplo que deben seguir aquellos afortunados que en su casa tengan especimenes que puedan fotografiar como lo hace este señor, Igor Siwanowicz. Este es un ejemplo de su trabajo y aquí puedes ver su galería

1 Comentarios :

Ricardo Buitrago Consuegra dijo...

Eran todos animales inofensivos. Ahora en su reemplazo hay unos caimanes que se han devorado la ciudad

Publicar un comentario

Nos encantaría conocer tu opinión. Por favor, procura que tus comentarios estén relacionados con esta entrada. Intenta también no insultar ni usar palabrotas, respeta a los demás lectores de este blog. Los comentarios off-topic, burdamente promocionales, ofensivos o ilegales serán borrados sin piedad.

Artículos relacionados:


 Subscribe in a reader