Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más
El hedor me hizo levantar. Camine somnoliento hasta la puerta de entrada y allí encontré doblado pulcramente nuestro miedo, nuestras rabias, nuestra impotencia, nuestra indiferencia y de la oficialidad; su inoperancia y solapada complicidad.

Hoy abrí la realidad y todos los cadáveres que necesitan todas las misas se abalanzaron contra mí reclamándome. Porque estaban seguros que cuando vinieran me hallarían bajo la cama temblando ante los huesos de mis hermanos.

Hoy leí el tiempo.
Blogalaxia Tags: | | | | |

2 Comentarios :

Túrin dijo...

Y entonces?... nos quedamos escondidos debajo de la cama?

ARETINO dijo...

Eso es lo que cada uno debe cuestionarse. Ojala muy pronto podamos salir de alli.

Pero como están las vainas, sobreviviendo en este limbo, donde no sabemos por quien tomar partido el día que salgamos debemos salir en manada, todos a una.

Porque a veces ni levantar la voz es valido pues las rafagas de las armas de los otros no las dejaran oir.

Publicar un comentario

Nos encantaría conocer tu opinión. Por favor, procura que tus comentarios estén relacionados con esta entrada. Intenta también no insultar ni usar palabrotas, respeta a los demás lectores de este blog. Los comentarios off-topic, burdamente promocionales, ofensivos o ilegales serán borrados sin piedad.

Artículos relacionados:


 Subscribe in a reader